Madrid.- #PelotazoBernabeu: No es fútbol, es especulación inmobiliaria

En el mes de febrero de este año, la Comisión Europea ya planteó sus serias dudas sobre el proyecto de remodelación urbanística del estadio S.Bernabeu en Madrid, ya que sospechaba de ayudas públicas importantes para su lucrativo negocio. La relación del fútbol con la política viene de antaño y da lo mismo en un lugar o autonomía que en otra. Lógicamente las ayudas públicas son mayores cuanto mayor sea la importancia real del club de fútbol. Y en esto parece que el Real Madrid es uno de los más agraciados tras el pelotazo de su Ciudad Deportiva de la Castellana (hoy las 4 torres). De nuevo estamos ante cesiones de suelo público delictivas y precios desorbitados, en la misma línea que se manejan los emolumentos de las estrellas de ese llamado 'deporte'. Pues bien, desde febrero hasta casi agosto, la vergonzosa justicia de este país ha sido incapaz de mover un dedo y, finalmente, lo ha hecho gracias a la acción de Ecologistas y otros ciudadanos escandalizados ante la grave situación.
"TERCERA* : En un auto dictado el 31 de julio y notificado esa misma noche a la organización, el Tribunal considera que la investigación abierta por la Comisión Europea por las posibles ayudas públicas recibidas por el club de fútbol Real Madrid, está íntimamente relacionada con la modificación puntual del plan general de Madrid que permite la ampliación del estadio. Por ello suspende el acuerdo que habilita esta ampliación, en tanto se dicte resolución por la Comisión. Esta ampliación supone pérdida de patrimonio público en beneficio del club.

El pasado mes de marzo, la Comisión Europea hizo pública sus dudas sobre algunas cesiones de suelo y la desmesurada revalorización de los terrenos implicados en operaciones urbanísticas realizadas entre el Ayuntamiento de Madrid y el club de fútbol. Estas actuaciones podrían haber supuesto ventaja económica para el Real Madrid. Según la Comisión este intercambio de parcelas se consideraría ayuda estatal de apoyo al club. Es decir el Real Madrid, gracias a esa operación obtendría un beneficio selectivo que afectaría a la competencia y al comercio entre estados miembros. Por ello abrió un proceso de investigación que está pendiente de resolución.

En junio, Ecologistas en Acción solicitó al TSJM que suspendiera el acuerdo por el cual la Comunidad de Madrid aprobó la modificación puntual del plan general de Madrid que permite la ampliación del estadio Santiago Bernabeu. El recurso pudo ser presentado gracias a los donativos recaudados en una existosa campaña bajo el nombre #PelotazoBernabéu.

La organización entiende que existe una íntima relación entre los hechos investigados por la Comisión Europea y este acuerdo. La sucesión de acontecimientos lo confirma:

En 1998 el Ayuntamiento de Madrid y el club de fútbol establecieron un intercambio por el cual el Real Madrid cedía al Consistorio 30.000 metros cuadrados en su ciudad deportiva y recibía en contrapartida dos parcelas, una de ellas en Las Tablas.

En 2003, el Ayuntamiento estimó que no podía transferir a una entidad privada esos terrenos, por lo que debía indemnizar al Real Madrid.

En 2011, ambas partes firmaron un convenio por el cual el Consistorio asumía una deuda con el club deportivo de 19.772.357 euros, derivada en buena medida del supuesto valor de la parcela. Eso suponía una revalorización del 3700% con respecto al precio de los terrenos de Las Tablas once años antes.

Para pagar la deuda, el Ayuntamiento cedió al Real Madrid cuatro parcelas en el distrito de Carabanchel y los terrenos de dominio público (zonas verdes y zona peatonal) situados frente al estadio Santiago Bernabéu, en el Paseo de la Castellana. Sobre estos terrenos, el club de fútbol planeó la ampliación del estadio y la construcción de un hotel y un centro comercial. Esta ampliación se posibilitaba con una modificación puntual del plan general que propuso el Ayuntamiento de Madrid y aprobó definitivamente la Comunidad de Madrid en noviembre de 2012. Fue este acuerdo el que recurrió Ecologistas en Acción ante el Tribunal Superior de Justicia de Madrid (TSJM).

En un auto de fecha 31 de julio, el TSJM asume los argumentos esgrimidos por Ecologistas en Acción y acuerda suspender el acuerdo de la Comunidad de Madrid por el cual se permite la ampliación del estadio madridista, al considerarlo relacionado con la modificación puntual recurrida.

De esta forma el TSJM quiere evitar “cautelarmente cualquier actuación que no solo pudiera hacer imposible la restitución de la posible ayuda sino también impidiendo que la ejecución del acto pudiera producir perjuicios que hicieran aún más gravosa la restitución como sería la demolición de lo construido al amparo de la Modificación si no se quiere evitar la consolidación de la supuesta ilegalidad habida cuenta que la ayuda se ha traducido en bienes inmuebles sobre los que se sustenta dicho acto de planeamiento”. Todo ello, en tanto la Comisión Europea se pronuncie.

Ecologistas en Acción valora muy positivamente el auto de suspensión y recuerda que no se trata de una decisión contra la actividad deportiva del Real Madrid, si no contra los negocios inmobiliarios, ajenos al deporte, que desarrolla el club y que no benefician en nada a la ciudad ni a sus habitantes.

La organización, además agradece la colaboración de los ciudadanos, ya que el recurso se ha podido costear gracias a las numerosas donaciones recibidas durante la campaña de recogida de fondos que finalizó el pasado mes de junio.


* Tercera Info - 4.8.14
Foto: Madrid, pelotazo nuevo Bernabeu - madrilonia

1 comentarios :

Blogger dijo...

QUANTUM BINARY SIGNALS

Get professional trading signals delivered to your cell phone every day.

Follow our signals today and earn up to 270% per day.