Sospechas de corrupción en los jefes de Urbanismo de Los Alcázares y Murcia

El alto nivel de corrupción urbanística alcanzado en toda la zona murciana no se podía quedar solo en los cargos políticos y, por fin, parece que se van aclarando, una década más tarde, las responsabilidades de los técnicos jefes de Urbanismo, algo que hemos denunciado muchas veces. Tanto en Los Alcázares como en en Murcia capital hay fuertes indicios de corrupción entre los arquitectos municipales respectivos. El asunto no es pequeño ya que se estaría hablando de toda una trama mafiosa encargada de desviar fondos públicos hacia negocios privados con el consentimiento político-técnico.
"LAVERDAD* : Su enorme capacidad de influencia sobre la marcha de los proyectos urbanísticos, que alcanzó cotas especialmente relevantes en los años de la explosión inmobiliaria que la Región vivió la década pasada, constituye el germen de algunos casos de aparente desviación y abuso de poder que se han registrado entre arquitectos municipales. El caso de los dos altos funcionarios de San Javier y Fuente Álamo, Miguel Botella y José Mariano Sánchez Martini, respectivamente, a quienes el fiscal imputa presuntos delitos de asociación ilícita y negociaciones prohibidas a funcionarios, son un ejemplo más de esas supuestas tramas de corrupción que habrían germinado en torno a las Oficinas Técnicas de Urbanismo.

En el año 2008, los agentes de la UCO desmantelaron otra supuesta red ilícita en el Ayuntamiento de Los Alcázares, que llevó a la detención del exalcalde socialista Juan Escudero y del arquitecto municipal, Mariano Ayuso, quien aparecía como supuesto líder y cerebro de la trama. Perrmanece imputado desde entonces en el denominado 'caso Ninette', acusado de haberse aprovechado de su condición de alto funcionario municipal para enriquecerse a través de un despacho privado, al que bautizó como 'Gyps Fulvus'. Unos hechos muy similares a los narrados sobre Botella y Sánchez Martíni.

En la misma línea van las imputaciones contra el exjefe de Plenamiento Urbanístico del Ayuntamiento de Murcia, Joaquín Peñalver, imputado en los casos 'Barraca' y 'Umbra' y que también se habría lucrado mediante un despacho que dirigían su padre y su hermano.

El propio director de la Gerencia de Urbanismo de Murcia, Alberto Guerra, fue detenido en 2010, acusado de haber hecho negocios con representantes de grandes promotores cuyos proyectos tenía que tramitar.


* La Verdad - Ricardo Fernández - 26.1.15
Foto: Los Alcázares (Murcia), policía entrada Ayuntamiento (archivo) - laverdad.es